PUERTOS CANARIOS

 

LO

La firma nórdica Wärtsilä, que se dedica a servicios subacuáticos, como reparaciones, revisión de sistemas de propulsión, limpieza de cascos, pulido de hélices y reparaciones de soldadura, se ha hecho con la matriz holandesa con filial en Canarias de Trident, dirigida por Eduardo Guerra, según informa ABC.

Wärtsilä, que en las islas tiene intereses con Zamakona, ha confirmado este mes de agosto que esta compra le sirve para estar en una «posición única para ofrecer servicios y mantenimiento marinos, independientemente de la ubicación del buque». 

La vicepresidenta en la UE de Wärtsilä, Tamara de Gruyter, afirmó este mes de agosto que una de las claves de la operación es «la reducción en el consumo de combustible, las mejoras de eficiencia y las tasas de utilización más altas siempre están en la agenda de los operadores».

Y es que, afirma de Gruyter, con «nuestros especialistas internos de expertos en buceo y expertos en propulsión, estamos equipados para ofrecer a nuestros clientes servicios subacuáticos de una manera verdaderamente global».

Los servicios de mantenimiento y reparación realizados por buceadores especializados se suman a la oferta de servicios integrales de Wärtsilä y permiten a los operadores minimizar o eliminar el tiempo de inactividad de los buques.