PUERTOS CANARIOS

 

FE

El buque perforador West Polaris, de la multinacional Seadrill, ha abandonado su línea de atraque en el dique Reina Sofía del Puerto de La Luz y de Las Palmas. 

Tras varios meses de trabajos de reparación y mantenimiento, el armador ha decidido cambiar su ubicación dentro del puerto grancanario. Ya no es necesario mantener al buque atracado y ha decidido trasaladarlo a la zona de fondeo, en la bahía de Las Palmas de Gran Canaria. Allí comparte espacio con el Saipem 12000, el Ocean Rig Mykonos, el Ocean Rig Corcovado y el Pacific Santa Ana.

El West Polaris fue construido en 2008 en Corea. Tiene 228 metros de eslora por 42 de manga. Permanecerá en Gran Canaria mientras el armador sigue pujando en el mercado internacional para conseguir un contrato de perforación que permita reactivarlo.