NAVIERA ARMAS

 

PUERTOS CANARIOS

 

Pacific

Tras fondear el pasado sábado en aguas del Puerto de La Luz y de Las Palmas, el buque perforador Pacific Santa Ana ha atracado en el dique Nelson Mandela. Consignado por Hamilton, está previsto que permanezca en aguas de Gran Canaria durante algún tiempo, para ser objeto de diversos trabajos de reparación y de mantenimiento. 

El Pacific Santa Ana navega bajo pabellón de Liberia. Tiene 228 metros de eslora y 42 de manga. Se trata de un perforador de quinta generación construido en 2011 por Samsung Heavy Industries y es capaz de operar a una profundidad de agua cercana a los 4 mil metros. El Santa Ana ha sido el primer buque de perforación diseñado con la capacidad de realizar una perforación de doble gradiente, una tecnología que utiliza dos pesos de fluido de perforación para igualar la presión natural al perforar yacimientos de aguas ultraprofundas.

El nuevo inquilino del Puerto de Las Palmas es ya el décimocuarto buque offshore en utilizar sus instalaciones. El Pacific Santa Ana procede de aguas de Mauritania donde por encargo de la compañía Petronas estuvo trabajando en el taponamiento y abandono de un pozo petrolífero. Anteriormente, hasta finales del año pasado, estuvo con Chevron en aguas del Golfo de Méjico.

Accidente mortal

Cuando el Pacific Santa Ana iniciaba sus operaciones de perforación para Chevron, a unas 200 millas de la costa de Lousiana, ocurrió a bordo un accidente en el que fallecía un miembro de su tripulación. La Oficina de Seguridad y Medio Ambiente de Estados Unidos investigó el incidente, decretándose la paralización y cierre del barco. No se registraron más heridos ni consecuencias negativas para el medio marino en la zona donde trabajaba el Santa Ana.