NAVIERA ARMAS

 

PUERTOS CANARIOS

 

lo

El Ensco DS-5, esta tarde, tras atracar en Gran Canaria.


Días de trabajo intenso los primeros del mes de agosto de este año para la consignataria Canarship, una de las empresas artífices de que los puertos de Canarias se hayan convertido en enclave estratégico para la industria offshore internacional. Canarship atenderá durante los próximos días hasta seis buques perforadores de una de las multinacionales del sector más potente del mundo, Valaris, antigua Ensco Rowan. 

A los ya habituales buques Ensco DS-6 y Ensco DS-11, atracados en el dique Reina Sofía del Puerto de Las Palmas desde hace muchos meses, se ha sumado hoy el Ensco DS-5, que viene desde Tenerife y que también ha encontrado línea de atraque en el mismo dique, un muelle especializado en la prestación de servicios al sector del oil&gas.

Además, pasado mañana viernes llegará a Gran Canaria, también desde Tenerife, el Ensco DS-3 y durante el fin de semana lo hará el Ensco DS-4. Este último es un buque perforador que tras concluir su misión de dos años para Chevron en aguas de Nigeria ha seleccionado al puerto grancanario para tareas de renovación y mantenimiento para poder afrontar con garantías su próximo proyecto.

Y para rematar la faena en el Puerto de Las Palmas, Canarship recibe a mediados de mes al Rowan Reliance que procede del Golfo de Méjico, en los Estados Unidos, donde su compañía, Valaris, ha decidido abandonar los trabajos y dejarlos en manos de empresas locales que han ofertado costes más bajos.

Además de estos perforadores, Canarship atiende estos días como consignataria al buque sísmico Ramform Victory, que recibirá avituallamiento de todo tipo para dirigirse hacia su próximo destino.