NAVIERA ARMAS

 

PUERTOS CANARIOS

 

MARITIME WEEK LAS PALMAS

 

cd

El Consejo Marítimo Internacional y del Báltico (BIMCO) ha empezado a trabajar en el que será el primer modelo de contrato para la operación de buques autónomos, cuya primera versión tiene previsto publicar en 2021. Será una adaptación del actual contrato Shipman 2009 para la gestión técnica y comercial de buques, tripulaciones y seguros, ampliamente utilizado y conocido por el sector.

Según explica BIMCO, hasta ahora, en la mayoría de los casos, este tipo de buques se están encargando por sus cargadores o usuarios finales, para operar en un tráfico concreto durante toda su vida útil, por lo que no harán falta modelos de pólizas de fletamento, al menos en un primer momento, informa Anave.

Así pues, los primeros operadores técnico-náuticos de los buques autónomos serán gestores navales que podrán también proporcionar el centro de control remoto y el personal para operar los buques desde tierra o a bordo.

Uno de los mayores problemas a los que se enfrenta la redacción de este modelo de contrato es que aún no existen buques autónomos operativos. Muchas de sus cláusulas se basan en supuestos y expectativas. BIMCO ha incorporado a este proceso la experiencia de tres empresas de gestión naval que participan en estos momentos en importantes proyectos de desarrollo de buques autónomos: Wilhelmsen, Anglo Eastern y NYK LNG Shipmanagement.

Según las previsiones actuales, la primera generación de buques mercantes autónomos estará operando en las aguas territoriales de algunos países a finales de 2021. Es probable que al principio lleven alguna tripulación a bordo, pero pasarán rápidamente a ser operados desde un centro de control remoto. Los buques totalmente autónomos pueden tardar muchos más años en llegar, pero la tecnología se está desarrollando rápidamente.