NAVIERA ARMAS

 

PUERTOS CANARIOS

 

MARITIME WEEK LAS PALMAS

 

de

Fred. Olsen Express despide al buque Bonanza Express, el primer fast ferry de Canarias, tras más de veinte años de servicio uniendo las Islas y más de cinco millones de viajeros transportados. La naviera asegura que las rutas del Archipiélago no se ven afectadas por la marcha de la embarcación, ya que está renovando su flota con dos nuevos trimaranes.

El director de flota de Fred. Olsen Express, Juan Ignacio Liaño, destaca que este hito forma parte de la apuesta continua que hace la naviera por la mejora de la flota, tras incorporarse este año el nuevo trimarán Bajamar Express, y la próxima llegada del Bañaderos Express, prevista para verano de 2021.

Liaño también explica que el buque, que operaba entre Gran Canaria y Lanzarote, ha sido vendido a un operador europeo y valora la larga trayectoria que ha desempañado el Bonanza Express, permitiendo llevar a personas, acercar nuestras Islas a los viajeros y ayudar a las empresas con el transporte de mercancías. Señala que una vez haya llegado el segundo trimarán a nuestras islas, y siempre que las condiciones socio-económicas lo permitan, Fred. Olsen Express reorganizará su operativa para retomar el trayecto que hacía la embarcación.

El Bonanza Express supuso todo un avance para la movilidad marítima desde su fabricación en Australia, en 1999. El buque fue la primera embarcación de alta velocidad en Canarias y, además, la primera del mundo en poder transportar personas, vehículos y carga pesada.

Desde su incorporación a la flota de Fred. Olsen, la compañía añadió el término express a su nombre, ya que hasta ese momento la naviera solo contaba con ferris convencionales. A partir de entonces, la empresa de transporte marítimo renovó todos los buques a fast ferries.

El Bonanza Express ha unido todas las islas canarias, incluyendo la isla de El Hierro, y ha navegado por aguas internacionales, como fue su aventura entre Miami y Bahamas en 2001.

El barco, que se encontraba parado desde el pasado marzo a causa del descenso de la demanda en la ruta en la que daba servicio, fue objeto de trabajos de reparación y cambio de imagen en el astillero Astican del Puerto de Las Palmas. Malta es su próximo destino. El buque ya luce el logotipo de su nueva propietaria, la naviera Ponte Ferries Ltd.

La compañía ha realizado un vídeo homenaje al buque por sus más de 20 años de servicio que recuerda a la embarcación como la primera de una gran familia de barcos que son el orgullo de la naviera.

El Bonanza Express tiene una capacidad de 717 pasajeros y 170 coches, o alternativamente 85 coches más unos 250 metros lineales de carga. El ferry también cumple con los protocolos de seguridad sanitaria implementados por la naviera y certificados por AENOR el pasado mes de mayo.