FIMAR 2024

 

NAVIERA ARMAS

 

CANARIONA

 

AUTORIDAD PORTUARIA SANTA CRUZ TENERIFE

 

dad

Puertos de Las Palmas contrata servicios para el control de la calidad de las aguas en los recintos de La Luz, Arinaga, Arrecife y Puerto del Rosario. Licita estos días dos contratos para este fin a los que destina inicialmente un presupuesto global que ronda los 400 mil euros. Las empresas interesadas tienen de plazo hasta el próximo día 13 de junio para presentar sus ofertas.

La necesidad del control de la calidad de las aguas se fundamenta dentro del marco legislativo europeo como una forma de abordar los problemas ambientales. Este marco legislativo lo aborda desde una triple vertiente: valoración del riesgo, diagnosis y previsión. Así, la Directiva Marco del Agua 200/60/CE, en su artículo 5, reconoce y exige que se haga un estudio de las repercusiones de la actividad humana en el estado de las masas de agua superficiales, mediante la identificación de presiones y la evaluación del impacto. Añadiendo que la Directiva 2008/1/CE de prevención y control integrado de la contaminación, específica que ciertas actividades tienen que contar con permiso de vertido, y dar información pública de esos vertidos. Al igual, que la Orden ARM/2656/2008 de los usos, las presiones y las incidencias antrópicas que afectan a las masas de agua, a la hora de realizar la misma.

El objetivo medioambiental principal, de esta directiva es que todas las masas de agua de la Unión Europea (continentales, estuarios, ríos, aguas costeras y subterráneas) se encuentren en buen estado ecológico en el año 2015.

En el contexto de las Recomendaciones de Obras Marítimas (ROM), Puertos del Estado ha desarrollado la ROM 5.1 Calidad de aguas litorales en aguas portuarias, inspirada lógicamente en la Directiva Marco del Agua (en adelante DMA). Se trata de una herramienta metodológica para establecer un sistema de control de la calidad de las aguas portuarias, inspirada lógicamente en la DMA. Se trata de una herramienta metodológica para establecer un sistema de control de la calidad de las aguas portuarias, homogéneo, estandarizado y científicamente avalado, que toma en consideración las repercusiones e impactos de la actividad portuaria y su entorno en las aguas gestionadas por las autoridades portuarias, y con miras a su adecuada gestión en los marcos jurídicos vigentes. Esta herramienta tiene presente, en todo momento, los aspectos y actividades portuarias, tanto en el planteamiento general como en la forma de abordar la problemática y gestión de los sistemas acuáticos.